Lepidolita

lepidolita-reiki-madrid1.jpgAquíles estaba preocupado por la batalla que tendría lugar mañana y sus soldados, pues no entendía porque tenían que participar en un lucha que no era su causa.

Salió a pasear por una pequeña arboleda y se sentó en un claro del bosque, donde había una gran roca plana. Se tumbó y comenzó a mirar las estrellas, buscando respuesta a sus dudas.

lepidolita-reiki-madrid.jpgSintió de repente un calor muy acogedor de la roca donde estaba tumbado y como se alzaban de ella pequeñas chispitas de color rosa. Al observar la roca, se dió cuenta que todas sus ropas estaban teñidas con estos trocitos minúsculos de brillantes rosa.

Una sonrisa se le pusó en la cara y se dió cuenta de lo que esa roca había hecho… y las dudas se le fueron.

lepidolita-reiki-madrid3.jpgAl llegar de nuevo al campamento, despertó a sus hombres, y les dijo que se preparasen para partir. Al verlos, el general ateniense se acerco a gritarle porque estaban haciendo eso, vió que Aquiles estaba adornado por las brillantes capas de lepidolita y éste le dijo que no era su lucha y que se iban, regreseando a su tierra.

La LEPIDOLITA limpia la contaminación electromagnética y las radiaciones negativas.

La LEPIDOLITA es una piedra de transformación, transforma los sentimientos y los pensamientos, pues posee el don de unificar la mente y el corazón.

lepidolita-reiki-madrid2.jpgLa LEPIDOLITA ayuda a detener los pensamientos obsesivos, alivia el desaliento y ayuda a liberarse de las adicciones.

La LEPIDOLITA fomenta la independencia y permite lograr los objetivos marcados sin ayuda externa.

Mentalmente, la LEPIDOLITA ayuda a estimular el intelecto y las cualidades mentales, acelerando el proceso de toma de decisiones y filtrando las distracciones superfluas.

También, ayuda a potenciar tus defensas emocionales, siendo muy recomendada para personas con baja autoestima.

La LEPIDOLITA ayuda a descansar y tener sueños relajados.

puedes encontrarla aquí